martes, 17 de septiembre de 2013

el mejor pase


Te juro que lo vi. ¿Quién dice que se fue hace veinte años, si yo lo vi? Es cierto que la sugestión funciona en medio de la algarabía y de la liturgia futbolera de seguir a Belgrano tan lejos y en parada tan difícil, con los ojos del mundo puestos en la quimera imposible de voltear a un Goliat grandote y prepotente; pero cuando las fuerzas del universo parecen alinearse para proteger al poderoso y ensañarse con uno que lo enfrenta, es cuando, sin posibilidad de que funcione la lógica y el razonamiento frío, uno empieza a invocar a seres míticos, al fuego sagrado, a los güevos (no a los huevos, esa ortografía pituca no es propia en estos trances) que hay que poner y toda esa fantasía que se apodera de uno puede engañar a los sentidos… pero no, no fue mi caso. Te juro que lo vi.

A las 16.21 hs. del 26-J, se elevaba el fútbol en el área de River y la vista se quedó en un espectro que bajaba y que corregía el viboreo loco de un balón tras dos rebotes. Podría haberlo hecho, pero su modestia no se lo hubiera perdonado; podría, quiero decir, haberle hablado al oído al fútbol (como lo hacía en vida) y pedirle que fuera derechito al pie del un diez, o de un ocho o de un siete, pero cuánta arrogancia prestársela a uno que usa su camiseta. Las comparaciones baratas hubieran aflorado y él no es de esos. 
 
Lo vi y lo escuché, te juro, pidiéndole permiso al Toni Sigüil, a su amigo Villita, a Daniel Primo, al Puchito Arraigada, al Gringo Alonso, a todos les decía que reciban ese fútbol viboreante que él detuvo y fue llevando suave al botín del heredero de los cincos celestes y tengo grabadas las palabras y su rostro aniñado y serio que, mirando a esa mancha celeste que se hacinaba alta en el cielo de Núñez, nos decía “Acá estoy muchachos; tomá Farré, hacelo por ellos”.

Salú Chacha.   



hermoso texto enviado por Guillermo Arias.

lunes, 26 de agosto de 2013

el rincón de la chacha 14


miércoles, 21 de agosto de 2013

Bon Jovi

confirmado: Bon Jovi va a tocar en Córdoba.
desde el blog a lo Belgrano, nuestro humilde homenaje al rubio de nueva jersey.

domingo, 18 de agosto de 2013

incógnita

estuvimos con pablo iván viendo un montón de fotos viejas y a cada rato nos asaltaba una duda: quién es este rubio??? 





de yapa, juanca olave en sus primeras apariciones en el banco de suplentes.

lunes, 12 de agosto de 2013

Danilo el terrible


por Pablo Iván

En general, es difícil encontrar jugadores completos; si se entiende por “completo” a un tipo que reúna varias condiciones o cualidades como futbolista. Si hasta al Diego, el mejor de todos los tiempos, le costaba con la derecha. Incluso, a algunos ni se les nota cuál es esa capacidad sobresaliente. Sobran tipos que los ves jugar y llegás a preguntarte: ¿cómo hizo este sujeto para llegar a la Primera División, para ser profesional, para ganar dinero por jugar al fútbol? ¿Qué es lo que otros le ven que yo no veo?

En el caso de Belgrano, el hincha es menos exigente que en otros clubes. Lo imprescindible y excluyente es meter, poner huevos, ir al frente. La condición en sí, es una yapa. Fundamental que se entregue, que transpire. Después, si juega bien, si demuestra alguna cualidad física o técnica, mucho mejor.

Cientos de jugadores pasan inadvertidos a los ojos del hincha durante su vida. Son demasiados planteles, partidos, torneos. Sacando a los ídolos, o a los que consiguieron logros deportivos, sólo un reducido conjunto de jugadores quedan grabados por siempre en las retinas. 

El caso del santafesino Danilo Tosello es una rareza, digna de recordar. ¿Era buen jugador de fútbol? Lo dudo. Pero tenía, más que una condición, un don extraordinario: la pegada. Nunca, en 30 años, vi un jugador pegarle con tanta precisión a la pelota parada. Más que futbolista, parecía jugador de billar. Penales no erraba. Un tiro libre cerca del área era letal. Era tan excelente pateador que en su haber cuenta con varios goles olímpicos. Habría que explorar mucho, no sólo en Argentina sino en el mundo, para encontrar un jugador que patee al arco desde el banderín con tanta puntería. Danilo Tosello hacía del córner una amenaza para la red. 

Le apodaban el “Gringo”. Llegó a Belgrano en 1995, proveniente de 9 de julio de Rafaela, y jugó sólo una temporada, convirtiéndose en el goleador del equipo con 10 tantos en el torneo clausura. Su paso por Alberdi me es inolvidable. En ese momento, el pirata peleaba el descenso –perdería la categoría finalmente- y Danilo era la carta principal de gol. Recuerdo claramente cómo desde las tribunas se rogaba por un foul cerca del área. El equipo era limitado y costaba horrores embocarla, pero un tiro libre nos dejaba al borde de la conquista. Danilo era la esperanza. A eso apostábamos en el terreno de juego: a que el número 10 tuviera una cerca del área, la acomodara y la clavara al ángulo. 

La memoria es frágil, como para enumerar los 10 goles de Tosello vistiendo la celeste. Me queda el gol olímpico que le convierte a Newell´s en el Chateau Carreras, en el arco que da a la popular Sur. Pateó desde el rincón de la platea cubierta, con su pierna más hábil, la zurda. La pelota viajó combada por el aire y se le metió a un arquero que apenas alcanzó a tocarla. Un tal Rubén, en el blog la Redó declara: “Tengo en la memoria un misil al ángulo que le clavó a Chilavert en un Belgrano-Vélez en Córdoba, lo que no me acuerdo es si fue de jugada o de tiro libre”; yo tampoco lo recuerdo. Otro hincha: “El Luifa Artime también dijo que Tosello y Maradona eran los mejores pateadores de tiros libres”; nada más cercano a la realidad. 

A ese campeonato de 1995 lo jugamos en el Chateau, a diferencia del apertura, en el que fuimos locales en cancha de Instituto. Épocas de equipo sin figuras, promedio flaco, chomba Nanque. Gigante de Alberdi abandonado con los yuyos altos. Épocas en que se abrían las puertas en el segundo tiempo, para que los “sin una moneda” pudieran ver los cinco minutos finales de un partido.

 La carrera deportiva de Tosello continuó en Deportivo Español, Tigres (México), Defensor Sporting (Uruguay), Olimpia (Honduras) y Unión de Sunchales. Hoy es el DT del Olimpia hondureño. En este posteo subo algunos goles, para que sean testigos de lo que narro y consideren que no exagero.
 

miércoles, 20 de marzo de 2013

mística

Ríos, Peppino, Vicente, Bolatti y la sabiduría de Artime

a ver chicos, dejenmé que les explique un poco de qué se trata esto...

lunes, 11 de marzo de 2013

túnel del tiempo

Germán Ricardo Martellotto y José Omar Reinaldi
el tato y la pepona.
alberdi.
Nacional 1984.
Camiseta Adidas.

jueves, 28 de febrero de 2013

y dale con colón

julio césar villagra al encuentro de sus compañeros

Otro gol de la Chacha Villagra. Otro recuerdo imborrable. Para seguir con la línea, otra vez a Colón, en el mismo Cementerio de los elefantes. Se van a cumplir 22 años en abril de este partido. Esa tarde nos dimos cuenta que el ascenso era por fin posible. Siempre nos costó Colón. Y más de visitante.

sombrero a perassi y gol de la chacha

Las imágenes del partido son gentileza de Gustavo Farías, a quien no me canso de agradecerle. Poder ver a la Chacha corriendo a abrazar a sus compañeros después de uno de sus últimos goles con la camiseta de Belgrano es impagable.


el beto fernández en las alturas

El video es largo pero tiene varias perlitas. El uruguayo Sosa errando un gol solo abajo del arco después de un desborde de Villagra. La pegada de zurda de Darío La Máquina Palacio. Lo que metía Marcelo Ávalos.

Para destacar, lo digo con envidia y no de la sana. Lo que era hace 20 años la cancha de Colón y lo que es ahora. La nuestra sigue casi igual, salvo por el codo de la dorada y los palcos. 


fernández y el gol

martes, 12 de febrero de 2013

otro ángulo

gielmetti, reyna, chiera, céliz, ramos. abajo, villita, blasón, scatolaro, maradona y vázquez.


Foto distinta a la que estamos acostumbrados a ver de la noche del diez. algún fotógrafo, creo que villalón, ubicado a un costado.

aporte de carlos, un nuevo lector del blog.

andrés fassi, un figuretti.

sábado, 17 de noviembre de 2012

artesanal

Huguito Colchi
A pedido del Dani, su gran amigo Hugo Colchi, uno de los integrantes de la utilería de Belgrano, en una calurosa tarde de diciembre de 1998, secando al sol las Le Coq, con la chimenea de testigo.
La foto es de La Voz del Interior, rescatadas gracias al invalorable aporte del Gringo Ramia.

jueves, 1 de noviembre de 2012

el cielo y el infierno en alberdi

El blog A lo Belgrano advierte a sus seguidores que las siguientes imágenes pueden llegar a causar emociones muy fuertes en corazones sensibles. Por la primera foto, los mayores de 30 van a poder adivinar que se trata del famoso penal atajado a Javier Sodero en mayo del 91, meses antes del ascenso. Había que ganar para no perderle pisada a Quilmes y cuando parecía que se definía todo en los últimos minutos, Sodero le pide el penal a Spallina y lo patea horrible, a los pies del arquero, generando una desilusión como nunca en mi vida viví en Alberdi. Lo malo de este final de pesadilla es que opacó lo que vivimos en el primer tiempo los que estuvimos aquel día en el Gigante, y fue uno de los mejores goles que recuerde de la Chacha Villagra. Momento único para el blog, por fin las imágenes de un gol marcado por la Chacha. Y como si esto fuera poco, testimonios suyos en el vestuario, para sentirlo más vivo que nunca. Por eso remarco que este no es un post para cardíacos. Las emociones son fuertes. Muy fuertes. No hubiera podido pasar lo de Sodero años atrás, pero creo que habiendo superado los 20 años del hecho, estamos en condiciones de revivirlo.

Agradezco la enorme gentileza de Gustavo Farías por las imágenes. Las fotos son del diario La Voz.

preciso momento en que Javier Sodero le pega con el diario a la pelota
Villagra, autor de un verdadero golazo
la gambeta indescifrable del último wing

lunes, 10 de septiembre de 2012

ayer, hoy y siempre...


huevo, puro huevo.

jueves, 23 de agosto de 2012

¿te acordás de...



...las piratitas??

lunes, 13 de agosto de 2012

indiazo!

excelente recopilación de tiros libres del indio mansanelli editada por mi amigo franquito.


jueves, 9 de agosto de 2012

Juan Martín y la venganza de Diego Alarcón



Latentes estaBan los recuerdos de ese histórico 26-6-11. En nuestras retinas el BomBazo de Farré  seguía sucumBiendo la red, el pecho caliente de Olave conteniendo el penal de Pavone, las triBunas del Monumental todavía prendidas fuego, lágrimas rojas y Blancas y algaraBía Celeste. “Con esta hinchada loca nos fuimos de la B, nos fuimos para nunca, para nunca volver, y ahora en primera le vamo' a demostrar, que somo' lo más grande del fútBol nacional”. Ese grito retumBa por todo el estadio, el desahogo, el festejo, la emoción inconteniBle de un lado; del otro, la vergüenza de jugar por primera vez en 110 años de historia, en la segunda categoría del fútBol argentino.
Una ironía del destino (o de la AFA en realidad), volvió a cruzar a estos dos equipos. Belgrano, el verdugo de River, el que lo despidió de la Primera División, ahora le da la Bienvenida tras su ascenso.


Fue un partido de película. Ni a SpielBerg se le huBiese ocurrido un mejor guión. Un Monumental repleto para vivir el partido del morBo. Sale Belgrano a la cancha y allí está su gente, con gloBos celestes, sintiéndose locales una vez más. Comienza el partido y siguiendo con la yeta de los delanteros (siento que tenemos una maldición con los número 9), el deButante Aquino se lesiona a los 15' del primer tiempo. Putié y mucho, no puede ser que a cada número 9 que viene algo le pase. Sin emBargo, terminó siendo positivo. Entró Carranza en su reemplazo y fue la figura del partido; 43' del Primer tiempo desBorde de Carranza, centro, CABezazo de Melano ante la mala salida de Vega y 1-0 para Belgrano. Comienza el segundo tiempo, excelente pase de Zapata para una oBra de arte del pelado Carranza. Golazo! 2 a 0, resultado hermoso, como el que se dio en AlBerdi. 


De una falta al Borde del área, llega con algo de fortuna el gol de River. 1-2: el peor resultado del fútBol. A aguantar que River se nos viene con todo ahora.
Y luego sí, la payasada. Olave sale a cortar mal un centro, le da con su cara a la nuca de Aguirre, al de River no le pasó  nada, mientras que Olave se llevó la peor parte y quedó tendido un rato en el suelo. Un choque desafortunado, que por un momento generó preocupación por la salud de nuestro arquero. Juanca no se movía, se dio un golpazo, y luego se reincorporó, para enterarse que... PENAL PARA RIVER! Sí, penal para River. Esos penales que sentís que te están choreando en un callejón oscuro, sin salida, entre cuatro y no podés hacer nada más que morirte del odio. Así tamBién estaBa Juan Carlos, como loco, y su temperamento le costó la amarilla. El arco de Olave volvía a vestirse de 26 de junio. Otra vez un penal en el Monumental, y nuevamente, no logran vencerlo. Todavía está volando por los aires el penal de Funes Mori, y a Olave lo echan por “festejo desmedido”. Pfff.. 


Lo alarmante no era el sólo hecho de quedarse con un jugador menos, si no, ¡quedarse sin el arquero cuando el equipo ya no tiene más camBios disponiBles! ¿Y ahora? ¿Quién se va a cargar con semejante responsaBilidad? Y allí fue el otro 9 que trajimos, ese que no tiene apellido, un tal Juan Martín, que viene de no sé qué cluB, que nunca jugó en Primera, pero que tenía ganas de vestirse de  héroe con guantes. Creo que la primera pelota que tocó fue el saque de arco que tuvo que hacer. River sólo remató una vez al arco, en un intento de chilena sin potencia de Lanzini que Juan Martín contuvo sin proBlemas. Y eso que por el área merodeaBa David Trezeguet, el nuevo ídolo de River, la figura europea, el delantero campeón del mundo con Francia '98. No, ni siquiera él pudo romper el arco de Juan Martín. ¡Pitazo final y de nuevo la locura y la alegría!
Durante esos 8 minutos que Juan Martín defendió nuestra valla, por mi mente sólo pasaBa un recuerdo. No, no era el del ascenso del 2011, era algo que pasó hace más de una década. No podía dejar de recordar que ya haBía un antecedente de un arquero expulsado, un Belgrano sin camBios y un jugador de campo vistiendo los guantes en el Monumental.

Quinto día del mes de septiemBre del año '99, quinta fecha del Apertura de ese año. Un River vistoso, lujoso, de esos equipos hechos a medida del paladar negro millonario, reciBía a  Belgrano, un Belgrano que por esos tiempos era ante los ojos de todos los demás “el equipo fácil del fixture”.
River formaBa con: Sessa – Yepes, SaraBia, trotta -  Escudero, Astrada, Placente, Coudet - Aimar, Saviola y Ángel. Los 11 de Belgrano que salían a Buscar el Batacazo eran: LaBarre – Castillo, Alarcón, Medina, Testa – Solana, Javier Villarreal, Montenegro, José Luis Villareal – Leo Torres y LujamBio.
A los 10' del PT “el conejito” Saviola aBre el marcador. 8 minutos más tarde empata Ariel Montenegro. Villita, a los 25' mete un zapatazo de afuera del área que no celeBra por respeto a su ex-cluB, ¡pero que todos los Piratas festejamos a más no poder! HaBía saBor a hazaña en el aire. Para Belgrano ganar en el Monumental era prácticamente una misión imposiBle. LlegaBa a Nuñez con el historial 11 a 2 en contra (con 41 goles millonarios contra sólo 7 gritos celestes), y haBiendo conseguido vencer en esa cancha una sola vez en toda su historia (en el año 1984, en los cuartos de final del torneo Nacional). Sin emBargo la alegría ganadora duró sólo cuatro minutos. A los 29' Saviola volvió a empardar el encuentro. 


En el noveno minuto del segundo tiempo, el colomBiano Juan PaBlo Ángel puso a River otra vez arriBa en el marcador. 3-2.
La esperanza no se perdía, Belgrano BusCABa el milagro. Hasta que en el minuto 81 del partido el arquero LaBarre le mete una trompada en la CABeza al delantero colomBiano, una agresión irresponsaBle e innecesaria frente a la cual el árBitro Sequeira no duda: tarjeta roja. LaBarre a las duchas, Belgrano con 10, arquero expulsado y con los tres camBios agotados.
A Diego Alarcón, ese ruBio defensor central salido de las inferiores de Instituto, le tocó ir a defender los tres palos Bajo la incesante lluvia y el campo de juego emBarradísimo. Nadie se acuerda de que tuvo una volada espectacular para sacar el remate de un jugador de River, pero nadie se olvida del golazo que le metió Ángel, de taquito tras un desBorde de Saviola. Una joyita, una Burla al arquero improvisado, para que sufra como la pelota pasaBa al costado de su pierna derecha que se estiraBa sin poder evitar que la redonda golpee la red y todo River festeje. 


El descuento a los 92' de Ariel Montenegro sólo sirvió para que me diera más Bronca haBer perdido un partido, que sentía que de no haBer sido expulsado LaBarre, quizás huBiéramos podido empatar al menos.
Ese año River terminó siendo Bi-campeón. Belgrano antepenúltimo, zafando del descenso ganando la Promoción frente a Quilmes, a lo Belgrano, con mucho huevo en la cancha y la triBuna (y con los mismos en la garganta).

Hoy la realidad es completamente distinta. Ahora es Belgrano el cuco. Este Belgrano de Zielinsky logró lo impensado, ganarle más veces a River en un año que en toda la historia de enfrentamientos entre amBos cluBes. Lo máximo que Belgrano haBía estado sin perder frente a River eran dos partidos. Hoy Belgrano goza de un invicto de cinco partidos frente al Millonario (la última vez que River ganó fue 2-1 en el Clausura 2002). Y Bueno... esa alegría que dura toda la vida, de ascender en la cancha del cluB más ganador del fútBol argentino y mandarlo a jugar por primera vez en la B. 
Todo River, AFA y el periodismo esperaBa que esta Primera Fecha del torneo Inicial 2012 fuera la revancha de River. Al final, el único que tuvo revancha fue el espíritu de Diego Alarcón en el arco.


jueves, 2 de agosto de 2012

tu pirata cordobés


De vez en cuando aparecen. Sorpresivamente. Casi sin buscarlas. Caen desde el cielo. O un hincha de Talleres que conocés hace poco desliza al pasar: "yo era amigo de Sergio Castillo, tengo una camiseta que me regaló, pero no la uso por razones obvias... Es una Le Coq, la semana que viene la traigo para que la veas". Pensás que es una camiseta más, de las que ya viste miles. Hasta que la ves de cerca. Es una rareza. Distinta. Los tarados que coleccionamos nos damos cuenta al toque cuando estamos ante una pieza única. Pensás automáticamente que tenés una revista Match Deportivo donde viste una foto de algún partido donde fue usada. Y no ves las horas de llegar a tu casa para encontrarla. Y ahí está. Lo ves al uruguayo en la tapa. Investigás y Yamil te dice que sólo se usó dos partidos, contra Estudiantes y contra Instituto. Que contra Instituto el parche estaba pegado y se despegó de la mayoría de las camisetas durante el partido. Por eso la joya que tenés en tus manos tiene el parche pegado y encima cosido. Y en el libro de Gustavo Farías del Centenario también encontrás una foto de Sosa gambeteando un pincha en el mismo partido, y también hay fotos en La Voz y en La Mañana. Y empezás a recopilar todo esto para presentar este post y esta camiseta. Una más. Espero que sigan apareciendo.









Ahí está Sergio Castillo saludando con los brazos en alto. La camiseta que tiene puesta es la que ahora tengo en mi colección. 




El partido en el que fue usada esta camiseta, no fue uno más. Tenía una carga emotiva muy fuerte. Se jugó una semana después de la muerte de Rodrigo, el Potro Cordobés, confeso fanático de Belgrano, y al momento de producirse el accidente, se trataba del personaje más importante del país. Sin exagerar. Antes, durante y después del partido, se lo recordó con banderas, canciones, plaquetas para Telu, su tía, incluso el Luifa mostraba una remera abajo de la camiseta con su figura. La Revista Match Deportivo sacaba un poster y Artime aseguraba que el mismísimo Potro lo había ayudado a hacer el gol del triunfo. Creer o reventar.






jueves, 26 de julio de 2012

el rincón de la chacha 13



Desborde por izquierda de Raúl de la Cruz Chaparro, centro atrás y aparición de Julio César Villagra para marcarle a Las Palmas en octubre de 1984 en la cancha de Instituto. Atrás, como testigo privilegiado, el Chupete Guerini. Equipazo.

martes, 24 de julio de 2012

el gol que más grité en mi vida


Hoy sí que me doy un gusto. Y de los grandes. Desde que empecé a escribir en el blog, éste es el post que siempre quise subir. He buscado estas imagenes por años. He cumplido con pedidos de lectores amigos que querían revivir tal o cual gol. Acá está el gol que yo más grité en mi vida. Una vez tuve la oportunidad de preguntarle a Pololo Herrero cual había gritado más él y también me dijo que había sido éste. Fue el momento más A lo Belgrano que viví desde que sigo a este club. Único. Inigualable. 


Carlos Ortiz lo graficó como nadie. Realmente nos queríamos morir en ese momento. No se aguantaba otra frustación, parecía una historia repetida. Hasta que llegó ese centro, y la cabeza del uruguayo.



Habíamos perdido en Tucumán y de local había que ganar sí o sí para llegar a la final. Empezamos perdiendo en el primer tiempo, lo empató el Tano Spallina y faltaba un gol para el milagro, ya que por la ubicación en la tabla, a igual cantidad de goles en la serie, pasaba Belgrano. Teníamos todo el segundo tiempo para hacer el gol, pero tenía que ser bien dramático, sino, no sería Belgrano. Como remarca Ortiz, recién llegaría el agónico gol en el minuto 88, cuando el corazón reclama una tregua.


Este resultado nos habilitaba a jugar la famosa final con Banfield en Julio de 1991, la del Chateau lleno como nunca nadie lo llenó en la historia. 


Gracias a mi amigo Mati, el mismo Chiche me firmó el diario La Voz que aún conservo. 





domingo, 22 de julio de 2012

el vestuario de los sueños



El DT, Tomás Rodolfo Cuellar.
El 10, Diego Armando Maradona.
Colgada, la camiseta de Belgrano.
No lo soñé...

lunes, 16 de julio de 2012

Sodeeeeroo!!!


Javier Osvaldo Sodero.
Arquero Cantor.
Arquero Poeta.
Arquero Valiente.
Malogrado pateador de penales.
Lindo Personaje.

martes, 3 de julio de 2012

paredes 13

Entre el 2004 y el 2006, el colectivo Cultura Celeste realizó varias intervenciones artísticas en la ciudad, bajo el propósito de rescatar la identidad perdida en un tiempo difícil: la quiebra, el gerenciamiento, los magros resultados deportivos.

Esta pintada fue hecha por estos hinchas. La misma hace alusión a lo que se vivía en los días previos a nuestro centenario de vida. La pared elegida es en la calle Arturo Orgaz, a dos cuadras del Gigante de Alberdi.
Este grafitti urbano se realizó durante la madrugada del domingo 29 de agosto del 2004.
La fecha en la que se pintó no fue arbitraria; se eligió ese día y hora por una buena razón: en ese preciso momento se jugaba la final Argentina-Paraguay de fútbol en los Juegos olímpicos de Atenas 2004; por lo que resultaba ideal para pintar tranquilamente, dado que todo el mundo estaba encerrado viendo el partido.
Cuentan que a esa hora no había un alma en la calle; hasta la yuta estaba guardada en las comisarías para no perderse la coronación dorada de la selección nacional, por lo que se reducían notablemente las posibilidades de caer en cana.
El resultado, este hermoso mural: "100 años no bastan para amarte" 


  


lunes, 2 de julio de 2012

Biblioteca Popular 26 de Junio

El sábado se reinauguró la Biblioteca Popular 26 de Junio en Alberdi, abajo de la tribuna Preferencial. Se amplió casi al doble su tamaño. El que tenga libros en su casa para donar son bienvenidos.

Este tipo de cosas son tan importantes como los 55 puntos. Felicitaciones!